Medio Ambiente

En casa podemos reciclar el agua

El CONICET y la Universidad Nacional de Mar del Plata, nos dieron una buena noticia: dentro de poco, saldrá a la venta un sistema para reciclar las aguas residuales de nuestras casas y así poder darle uso. Te lo contamos.   

El agua es un recurso limitado. Mar del Plata y la zona tienen su reserva de agua potable en el acuífero pampeano, pero la tasa de consumo anual es mayor que la tasa de infiltración que rellena esas reservas y su nivel baja inexorablemente. Ese problema lo podemos ver en verano, pero se puede trasladar al resto del año.

Pero tenemos una muy buena noticia: hay científicos marplatenses que buscan alternativas para mejorar el uso de este recurso limitado y prevenir la falta de agua en el futuro.

Reciclado de aguas residuales: cientificos del CONICET encontraron el método para reciclar el agua residual de nuestras casas.

Juan Pablo Busalmen, investigador principal del CONICET, lidera el equipo BIOTA, que produjo una tecnología para reutilizar el agua residual generada en los hogares, nos  dice:

"Son contenedores rellenos con bacterias que se comen la materia orgánica contaminante y remueven los nutrientes que están en exceso. Estos humedales son realizados con materiales biocompatibles, donde las bacterias pueden establecerse y crecer sin problemas". 

El grupo liderado por Busalmen trabaja en el Instituto de Investigaciones en Ciencia y Tecnología de Materiales (INTEMA-CONICET, UNMDP) y realiza estudios científicos sobre electromicrobiología, analizando la comunicación eléctrica entre bacterias y su entorno.

Los humedales que serán próximamente comercializados por BIOTA, una Empresa de Base Tecnológica (EBT) con base en nuestra ciudad. “El proyecto surgió al darnos cuenta de la necesidad que una gran parte de la sociedad tiene para el saneamiento de sus aguas residuales y que si solucionábamos eso además estaríamos mejorando la situación del acuífero, porque nuestra tecnología permite reutilizar el agua” explica Busalmen.

BIOTA está orientada a la comercialización de humedales domiciliarios de escala familiar, pero también podría dar respuesta a barrios completos con la instalación de plantas de tratamiento de mayor tamaño. En todos los casos, el tratamiento del agua residual es descentralizado, es decir que funciona de manera totalmente independiente de la red de cloacas. Así funciona la primera planta construida por el equipo para el nuevo edificio del INTEMA, que depura la totalidad del agua que consumen los 250 trabajadores científicos.

¿Todos podemos depurar el agua?

Busalmen afirma: “Si, sólo se necesita tener un espacio reducido de unos tres a cinco metros cuadrados para alojar los dispositivos y el tanque de almacenamiento para el agua tratada. Y si además se cuenta con un jardín o huerta que pueda ser regado por goteo la situación es ideal, porque los humedales se integran al ambiente y el tratamiento queda completamente disimulado en el entorno, no genera olores ni riesgos de ningún tipo y funciona automáticamente”.

El proyecto BIOTA es parte de la Incubadora de Empresas de la UNMDP y en él participan también Sebastián Bonanni, investigador asistente, Valeria Giunta, técnica asistente y Juan Emilio Busalmen.

Para conocer más acerca de esta tecnología: Info@biotatec.net